La falta de movimiento trabajando frente al ordenador, es la principal causa de dolor de espalda, dolores de cabeza, letargo y otras
“enfermedades de la civilización”. Ya sea en su escritorio o en una sala de conferencias, el trabajo principalmente se realiza sentado. Por lo tanto además de asientos dinámicos gana importancia la posibilidad de alternar estar de pie y sentado.

Levantarse y trabajar un tiempo de pie, funciona de maravilla cuando el cuerpo está agarrotado y la mente cansada. Y viceversa, si estar de pie se prolonga durante demasiado tiempo, sentarse proporciona el alivio necesario.